Consejos para cuidar la piel de los niños en verano
24111
post-template-default,single,single-post,postid-24111,single-format-standard,bridge-core-2.4,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-22.5,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive,elementor-default

Cómo cuidar la piel de los niños en verano

Cómo cuidar la piel de los niños en verano

Cómo cuidar la piel de los niños en verano

Llegan las ansiadas vacaciones de verano y nuestro hijos tienen un montón de tiempo para descansar, jugar con los amigos, repasar lo aprendido durante el curso escolar, apuntarse a un campamento de verano… Sin embargo, por muy relajado que suene todo, no podemos olvidar que durante esta temporada nuestros hijos también necesitan cuidados. Por ello, en nuestro post de hoy, vamos a ver lo que se ha dicho por activa y por pasiva cientos de veces, cómo cuidar la piel de los niños en verano. ¡Esperamos te sea de ayuda!

Consejos prácticos para cuidar la piel de los niños en verano

La piel de los niños necesita de cuidados durante todo el año: hay que hidratarla cada día, usar un jabón con un PH suave, estar atentos a posibles dermatitis… No obstante, cuando llegan los días de calor, las precauciones se vuelven mayores. ¿Cómo podemos proteger la piel de los niños del sol en verano? Pues siguiendo estos sencillos consejos, ojo, que también son perfectos para los adultos.

La radiación del sol de verano

El sol tiene un montón de cosas maravillosas, no solo porque nos invita a salir a la calle y nos hace estar de mejor humor, sino porque además nos proporciona la tan necesaria vitamina D y ayuda a curar dermatitis y enfermedades reumáticas. Pero, si nos fijamos en el lado no tan bueno, nuestra capacidad de defensa contra las radiaciones es limitada. Según se citaba en un informe de la OMS, antes de cumplir los 18 años ya hemos consumido más del 50% de esa capacidad para hacer frente a las radiaciones solares.

La consecuencia que de ello se deriva es el cáncer de piel o melanoma, lo segundo, el envejecimiento de la piel que hace que sea mucho más sensible a cualquier enfermedad cutánea así como a la entrada de gérmenes y microbios.

Cómo cuidar la piel de los niños en verano

Usa crema solar de calidad

¿Qué podemos hacer entonces? Pues algo tan sencillo como poner a los peques cremas solares pediátricas de calidad media hora antes de la exposición al sol y repetir cada cuatro horas o después del baño si han estado mucho rato dentro del agua. Ojo, que no vale solo poner la crema cuando vamos a la playa o la piscina, cuando salimos de paseo también les da el mismo sol que cuando vamos a otro lugar. Es más, cuando están en época escolar, es muy recomendable echarles un poco de crema por la mañana para que estén protegidos a la hora del recreo.

Ropa adecuada y protectores solares físicos

Gorros o sombreros, gafas de sol acordes a su edad de esas que no hacen daños si tropiezan y se caen, camisetas solares para la playa y, para salir a pasear, ropa de color claro, la oscura atrae más el sol.

Nada de exponerse al sol a la horas centrales del día

¿Qué más podemos hacer para cuidar la piel de los peques (y la nuestra también) en verano? Pues evitar salir a las horas centrales del día que es cuando el sol más lastima. Si no queda otro remedio que hacerlo, utiliza los protectores solares físicos de los que acabamos de hablar.

Bebe abundante agua, básico para cuidar la piel de los niños en verano

Para que la piel esté hidrata y preparada para hacer frente a las inclemencias del sol hay que ofrecer agua a los niños de vez en cuando. Además, será de gran ayuda para evitar posibles golpes de calor. Se debe llevar una alimentación sana en la que se incluyan frutas de temporada, ¡que no te falte una pieza de fruta para llevarte a la playa!

¡No te la juegues! Cuida de la piel de toda la familia y saldréis ganando.

 377 total views,  2 views today

No hay comentarios

Dejar un comentario